Cruce de reproches entre Catalá y los jueces y fiscales

Publicado el martes, 6 marzo 2018

No estamos para amenazas si no para trabajar conjuntamente y encontrar soluciones”. Así de poco contemporizador se ha mostrado esta mañana el ministro de Justicia, Rafael Catalá, ante el anuncio de la huelga de jueces y fiscales para el próximo 22 de mayo por parte de siete asociaciones profesionales. Catalá asegura que se están celebrando reuniones de la mesa de retribuciones, mientras jueces y fiscales lo niegan y reiteran “el ninguneo” al que les está sometiendo tanto el Gobierno como el Consejo General del Poder Judicial (CGPJ).

Rafael Catalá, ministro de Justicia, en una de sus intervenciones en el Congreso

Núria Ribas / @oikit

El anuncio de una huelga de jueces y fiscales para el próximo 22 de mayo se hizo público este lunes, tras la reunión de siete asociaciones profesionales (cuatro de jueces y magistrados, y otras tres de fiscales). El ministro Catalá no se lo ha tomado nada bien. En declaraciones a la prensa esta mañana, Catalá ha dejado claro que “no estamos para amenazas sino para trabajar conjuntamente y encontrar soluciones. Lo que me gustaría es que las negociaciones colectivas se puedan llevar a cabo dentro de la mesa de diálogo normal y sin necesidad de amenazas de huelga”.

Y en algunas de las asociaciones convocantes, las palabras del ministro han sentado francamente mal. “Esta respuesta no nos parece lógica. El Ministerio de Justicia lleva meses tratando de enredarnos”, asegura Emilio Fernández, presidente de la Unión Progresista de Fiscales.Lo que quiere es ganar tiempo, que lleguemos al mes de abril o mayo con los presupuestos presentados y entonces poder decir que ya no hay tiempo o dinero”. Fernández recuerda que “los fiscales estamos trabajando muy por encima de nuestras posibilidades. Lo que pedimos es poder es trabajar bien, que la digitalización de la Justicia funcione, que los fiscales de tercera categoría, los llamados abogados-fiscales, vean mejoradas sus condiciones de trabajo y sueldo…No hay voluntad política real”, remacha.

Desde Juezas y Jueces para la Democracia se muestran igual de contundentes: “Lo que se esperaba de Catalá es otra cosa, no esta respuesta. Desde que ha asumido el cargo no ha hecho absolutamente nada respecto a la situación que le planteamos. Su labor se reduce a la nada”, afirma Ignacio González Vega, portavoz de esta asociación.Tenemos que decir basta y empezar las movilizaciones ante esta tomadura de pelo”.

Catalá conoce de sobra las reivindicaciones de jueces y fiscales. Así lo transmite él mismo. Y ha asegurado que la mesa de retribuciones (encargada de consensuar los regímenes salariales) “lleva tres o cuatro reuniones. Hace dos semanas hubo una reunión en la que el Ministerio presentó propuestas de estudio de si se ha producido o no pérdida de poder adquisitivo, de cómo se puede organizar las retribuciones de las guardias, aspecto también de cargas de trabajo, creaciones de plazas…son temas abiertos”, ha explicado Catalá.

Pero Fernández, presidente de la Unión Progresista de Fiscales, niega la mayor: “No es verdad que se haya reunido la mesa de retribuciones. Han sido reuniones preparatorias, porque en ninguna de ellas ha asistido el Ministerio de Hacienda. Por tanto, no son reuniones formales. La mesa de retribuciones lleva cinco años sin reunirse”.

 

 

Sobre el autor

Periodista. Más de 20 años de experiencia en medios escritos y en comunicación política y corporativa. Periodismo jurídico, económico, político y cultural. Veraz siempre; parcial, también. @oikit

Comenta el articulo