Sonia Gumpert, decana del ICAM: “Hemos cambiado el Colegio situando al colegiado en el centro”

Publicado el Miércoles, 4 octubre 2017

 

Sonia Gumpert, decana del ICAM

Carlos Capa / @capa_carlos

El próximo 13 de diciembre se celebrarán elecciones en el Ilustre Colegio de Abogados de Madrid -el más grande de España y de Europa- después de que la actual Junta de Gobierno diera por abierto el proceso el pasado jueves 28 de septiembre.

Han pasado casi 5 años desde que una inesperada Sonia Gumpert, abogada procesalista y experta en Derecho Internacional Privado, arrasara en las elecciones de 2012 para sorpresa de muchos e irritación de algunos. Como ella misma dice, los comienzos fueron duros y salpicados de desagradables polémicas, procesos judiciales incluidos, de las que salió airosa en todos los casos.

Cercana, amable y – casi siempre- no ha dejado su mandato desde su determinación de cambiar un colegio necesitado de modernidad y actualización. Firme en sus convicciones ha conseguido que los ásperos comienzos se hayan transformado en un clima de respeto, reconocido hasta por sus adversarios. Impecable en su trato con los medios y periodistas ha conseguido impulsar una transparencia informativa, siempre mejorable, desconocida en el ICAM.

En este balance huye de la falsa modestia y de la contemporización. Lo cortés no quita lo valiente.

Enlace a la entrevista con Sonia Gumpert en Lawyerpress TV

Enlace a la entrevista con Sonia Gumpert en Lawyerpress TV

Lawyerpress (LP): Después de 5 años al frente del ICAM, ¿Cómo valora su mandato?

Sonia Gumpert (SG): Muy positivamente. Hubo unos comienzos muy duros en los que se nos intentó manchar, pero nosotros nos hemos dedicado a trabajar para lograr un proyecto de cambio, con el que hemos conseguido poner al colegiado en el centro, modernizar la institución y ayudar a los colegiados. Hemos cometido errores, pero creo que hemos hecho una muy buena labor, que además es visible. El colegio sirve más, está más en el mundo jurídico y las instalaciones se han mejorado y son más prácticas y más útiles.

A nivel personal ha sido una experiencia única. He podido conocer a muchas personas de gran interés, no solo del ámbito jurídico, de las que he aprendido mucho.

LP: ¿Con cuál de las acciones que ha puesto en marcha durante este mandato se quedaría? ¿A qué iniciativa le ha cogido más cariño?

SG: Es difícil escoger. Quizás a las que tienen que ver directamente con el ejercicio de la profesión como El Defensor del Abogado, a las nuevas salas para abogados dónde ahora podemos hacer gestiones y trabajar, a las herramientas tecnológicas que ahora permiten una comunicación mucho más ágil y directa con el Colegio que hacen más fácil el día a día.

Eso es lo que más me satisface, también la lucha histórica por el Turno de Oficio. Hemos conseguido que la Comunidad de Madrid revise los baremos y reconozca que las retribuciones del Turno no son dignas de la función que desempeñan. Hemos puesto mucha pasión en esta lucha, visible con iniciativas que fueron polémicas como la de colgar las togas.

Otra iniciativa destacable fue subir a 300.000€ el seguro de Responsabilidad Civil de los abogados, sin subir las cuotas, lo que también dignifica la función del abogado porque refleja la responsabilidad de sus actuaciones.

LP: Realizamos esta entrevista mientras en el ICAM se celebra la Feria del Empleo Jurídico FEIURIS en su segunda edición, esta vez digital. ¿Cómo ve a los futuros abogados?

SG: FEIURIS es una gran oportunidad tanto para los nuevos profesionales como para los despachos. Un espacio en el que también están consultoras, cazadores de talento, etc., que aprecian esta iniciativa porque el sector ha cambiado mucho. El ICAM se ha convertido en un punto de encuentro pensando también en los compañeros que han tenido o querido reorientar su carrera profesional. Los comienzos profesionales siempre han sido duros y el Colegio es un buen apoyo para esos momentos.

LP: Asuntos como el cobro del IVA en el Turno de Oficio o las anunciadas inspecciones fiscales generalizadas en el sector han hecho a la Abogacía estar más visible ¿Que debe hacer la profesión para defender su espacio profesional?

SG: La abogacía siempre está de moda porque trabajamos por los derechos de las personas. Por desgracia estamos de moda porque sigue habiendo vulneraciones de derechos fundamentales y derechos humanos, también en España. La abogacía sufre varios tipos de ataques; uno es el intrusismo, que no es nuevo. Sigue habiendo leguleyos que acaban metiendo a las personas en problemas, y que son una desgracia para quien tiene la mala suerte de cruzarse en su camino.

Nosotros hemos trabajado por extender la abogacía preventiva, sobre la que hicimos una campaña importante.

Rechazo el mensaje que se lanza desde el Ministerio de Hacienda de que los abogados somos supuestos defraudadores. No se puede realizar una campaña inquisitiva sobre toda la profesión. Me temo que la cosa se va a complicar porque existe un profundo desconocimiento en Hacienda de cómo funciona la Justicia, olvidando que hay muchos abogados que están sometidos a una relación laboral por cuenta ajena. Haremos un pan como unas tortas si siguen por este camino

LP: ¿Es posible una Justicia Digital en España?

SG: Espero que sí y el Gobierno tendrá que invertir. La abogacía ha hecho un tremendo esfuerzo para recibir un sistema como Lexnet, que tiene grandes defectos y se puede mejorar. En todo caso esos esfuerzos de digitalización ya llegaron tarde. Otros servicios públicos llevan tiempo utilizando sistemas que funcionan.

En el ICAM hemos hecho un gran esfuerzo y hoy tenemos acceso on-line a la biblioteca y el servicio de documentación, e-leraning, firma electrónica y tenemos un proyecto tecnológico en marcha que va a cambiar radicalmente la forma de relacionarse entre el colegio, sus miembros y la sociedad con una visión de 360º. No podemos perder este tren.

LP: ¿Cómo han sido sus relaciones con los diferentes equipos que han estado al frente de la Justicia en el Gobierno y la Comunidad de Madrid?

SG: Con el anterior ministro tuvimos relaciones cordiales, pero ha sido con el actual equipo ministerial con el que hemos tenido un alto grado de colaboración. Son cercanos y siempre nos escuchan. Es cierto que está siendo una legislatura complicada y eso distrae la atención necesaria a los temas que nos preocupan.

En la Comunidad de Madrid tengo que reconocer que Cristina Cifuentes cumplió su palabra en lo que se comprometió respecto al turno de oficio. Aún queda mucho que hacer, sobre todo en gestión del Turno, lo que va ir en beneficio del ciudadano en primer lugar. Se ha ido avanzando satisfactoriamente.

LP: ¿Es un mito esa diferencia que se dice que hay entre abogados de grandes firmas y los que ejercen la profesión en otros ámbitos?

SG: Si, entre otras cosas por la forma en que se organiza la actividad profesional. Y además la tecnología nos ha igualado a todos. Esta es una profesión muy vocacional en la que sabemos que defendemos derechos como la libertad, la vivienda, la vida, y eso nos hace a todos muy iguales, independientemente del tipo de estructura en la que estemos. Tenemos un turno de oficio esplendido donde nunca falta gente, una responsabilidad social corporativa excelente. La abogacía madrileña entiende así la profesión.

Es cierto que en otros tiempos el Colegio como institución no fomento la participación, disfrazado como falsa neutralidad. En mi opinión, por mantener las cosas como estaban. En la campaña electoral que vamos a emprender ahora el Colegio va a fomentar la participación, que es bueno que se decida sobre su futuro y eso, aunque parezca mentira, es muy nuevo en el ICAM.

LP: ¿Qué se le ha quedado en el tintero al acabar su mandato? ¿Qué le ha quedado por hacer?

Muy poco, Y lo que no hemos podido hacer ha quedado compensado por lo que no pensábamos que podríamos hacer, y hemos hecho. Hemos hecho muchísimas cosas que, desde luego no son mérito solo mío, sino de la Junta y de los empleados del Colegio. Estoy muy orgullosa de pertenecer a un Colegio que me ofrece las herramientas necesarias para mi trabajo. Pero sobre todo orgullosa de la dignidad que me ofrece un Colegio con iniciativas como el diputado de guardia, el defensor del abogado, la defensa de los Derechos Humanos.

El ICAM se ha abierto al colegiado y el colegiado ha respondido como lo demuestran las más de 20.000 abogados que participan en las secciones, con el éxito de los dos Congresos que hemos realizado, las cumbres de mujeres juristas, etc. Creo que lo hemos hecho bien.

 

Puede ver la entrevista integra con la decana en Lawyerpress TV: integrhttp://www.lawyerpress.tv/2017/09/29/sonia-gumpert/

 

Sobre el autor

Periodista jurídico. Autor de Vida Jurídica en Cinco Días y Director de Lawyerpress TV.

Comenta el articulo